Las vacaciones son para relajarse y desconectar. Quizás nos queden pocos días para disfrutarlas. Lo cierto es que no hay nada que apetezca más que coger esas ansiadas vacaciones que tanto se necesitan. Sin embargo, llegado el día no somos capaces de desconectar del todo. Vamos a la playa con el móvil en mano y no podemos evitar echar un ojo a las redes sociales de nuestros compañeros de trabajo, a ese email del trabajo que tanto nos agobia y al whatsapp. ¿ Sientes que has perdido el control y temes no estar al día ?  ¿ Ya no sientes interés por otros temas que antes sí te gustaban ?

 

«La adicción es tal vez una enfermedad del espíritu». -Osamu Dazai

 

¿ Te encuentras bajo una gran presión para mantenerte a diario activo/a y conectado/a a tus redes sociales por temor a perderte algo importante ?. ¿ Conoces las principales consecuencias de no desconectar ?

 

Las redes sociales como Instagram o Facebook han cambiado la forma de relacionarnos y han llegado a influir, en algunos casos, en nuestro comportamiento

 

¿ Sabías que el nivel severo de sintomatología depresiva se asocia a un nivel muy alto de adicción a redes sociales ?. Los resultados concluyen que la presencia de algunos indicadores depresivos como una autoestima baja caracterizada por presentar una percepción negativa de sí, escasos recursos de interacción social y el aislamiento social.

 

Consejos para desconectar de las Redes Sociales

 

Priorizar

 

Existe gran cantidad de información que eres capaz de gestionar, pero de forma limitada. 

 

Planificación 

 

Volver a las antiguas costumbres es algo positivo. En lugar de pasar horas y horas leyendo emails, notificaciones de redes sociales, etc…¿ Por qué no compartes tus experiencias con tu familia ? Habla de proyectos, ilusiones y conecta con las personas más cercanas. 

 

Realizar actividades al aire libre

 

Es muy sano, divertido, y te ayuda a desconectar. 

 

Poner límite al tiempo de conexión diaria

 

Es positivo establecer un tiempo máximo cada día 15 o 30 minutos para acceder a las Redes y responder  pero no te escondas en las Redes Sociales por temor a enfrentarte a sentir emociones o sentimientos que te incomodan. 

 

Conclusión 

 

¡ Es el momento de dar el primer paso y cambiar !. Puede que sufras porque no te gusta la vida que llevas; es hora de que te preguntes qué es lo que va mal y qué puedes hacer para cambiarlo. Las personas con dependencia a las TIC (Tecnologías, información, comunicación) buscan un alivio inmediato ante el malestar emocional que están viviendo (aburrimiento, soledad, ira, problemas en la familia o en el trabajo).  Las redes sociales no son malas ni peligrosas, sino el uso que hacemos de ellas.